Saberes de los maestros del ron cubano son Patrimonio de la Humanidad

The content originally appeared on: OnCuba News

Los saberes de los maestros cubanos del ron ligero, conocimientos que se transmiten de una generación a otra, ingresaron hoy a la lista de la Unesco del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

El Comité Intergubernamental del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad respaldó en su decimoséptima sesión la candidatura de Cuba denominada “El Saber de los Maestros del Ron Ligero Cubano”, tras dos jornadas de debates en torno a la propuesta, según un reporte de Prensa Latina (PL).

La candidatura llegó al Comité con una recomendación desfavorable del grupo evaluador, a partir de aspectos técnicos del expediente, el cual sugirió devolverlo al país, pero miembros del órgano integrado por 24 Estados partes de la Unesco -encabezados por Brasil- promovieron ayer una solución in situ en forma de enmienda, sustentada en la aclaración de dudas por la delegación de Cuba, apunta PL.

Yahima Esquivel, embajadora cubana en la Unesco, destacó el aporte de la centenaria tradición a la identidad cubana, a partir del empleo de expresiones orales, corporales y sensoriales para transmitir de una generación a otra el sistema de conocimientos del que los calificados especialistas son depositarios.

Se trata de un proceso de práctica social que se produce de manera cotidiana en los espacios fabriles u otros donde interactúan los maestros, quienes asumen la función social de perpetuar saberes que no están escritos ni constituyen recetas. Respecto a los valores de esta tradición, mencionó la solidaridad, el aporte colectivo, el rigor científico y las buenas prácticas regidas por la ética y la armonía con la naturaleza.

¿Por qué es bueno el ron cubano?

Esquivel, apunta la agencia cubana, respondió a interrogantes, y la mayoría de los países consideraron despejadas las inquietudes y respaldaron la condición de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de los saberes de los maestros del ron ligero cubano. Diversas intervenciones de miembros del Comité insistieron en que el expediente no promueve un producto, sino que refleja el arte de la transmisión de conocimientos entre generaciones, que bien merece salvaguarda.

En diálogo reciente con PL, miembros del Movimiento de Maestros del Ron Ligero Cubano afirmaron que la tradición y los conocimientos acumulados permiten elaborar un producto único, etiquetado como el sabor líquido de lo cubano.

Durante los últimos 160 años, exquisitas mezclas han evolucionado una y otra vez convirtiéndose en refinados productos que despiertan interés por todo el mundo, frutos de la labor de ocho generaciones de especialistas, abundaron.

Varios sitios cubanos recordaban ayer la noticia de la instauración de las Parrandas de Remedio como patrimonio de la humanidad, condición lograda al ser inscritas en noviembre de 2018.

En construcción….

Etiquetas: patrimoniotradiciones cubanasUnesco