Huracán Ian afectó más de 700 entidades de comercio en el occidente de Cuba

The content originally appeared on: OnCuba News

Más de 700 objetivos económicos pertenecientes al sistema de comercio minorista y mayorista fueron afectados por el paso del fuerte huracán Ian por la región occidental de Cuba, según informan medios oficiales en la Isla.

El Ministerio de Comercio Interior (Mincin) confirmó que entre las entidades impactadas de alguna forma por el fenómeno meteorológico hay bodegas, almacenes, tiendas de materiales para la construcción y establecimientos de gastronomía, de acuerdo con un despacho de la Agencia Cubana de Noticias (ACN).

Los principales directivos de ese organismo subrayaron que todos los recursos disponibles del sector están en función de la recuperación, con una mirada especial a Pinar del Rio, territorio más afectado. Aquí se cuantificaron 580 instalaciones dañadas; la inmensa mayoría unidades minoristas del Comercio de la subordinación local, entre ellas se reportan derrumbes parciales y totales de techos.

El sistema mayorista de alimentos también tiene afectaciones en los almacenes de la Unidad Empresarial de Base (UEB) 108, de la cabecera provincial, con pérdidas de techo y cercados perimetrales, y en sentido general los daños son cuantiosos.

En Artemisa se contabilizan afectaciones en 108 instalaciones, sobre todo en el municipio de Bahía Honda, mientras que en La Habana suman 25 los establecimientos afectados, de ellos, 17 de la red minorista. El Municipio Especial de la Isla de la Juventud informó daños en nueve unidades minoristas y en Matanzas solo un establecimiento fue perjudicado por el paso del ciclón, precisa el texto.

Los directivos del Mincin informaron que desde los Consejos de Defensa se trabaja en la creación de facilidades temporales, que favorezcan proteger los recursos y mantener la vitalidad de los servicios. Trascendió además que en los almacenes mayoristas se retoma el proceso de distribución a la red minorista y el consumo social, en condiciones de campaña.

Como parte de la estrategia diseñada por el Gobierno, el organismo trabaja en los aseguramientos logísticos a los almacenes como plantas eléctricas, extensiones, cintras métricas, utensilios de limpieza, mantas destinadas al tapado de mercancías, avituallamientos, agua, carpas y casa de campaña, entre otros, dijeron los responsables citados por la ACN.

Entre las prioridades fijadas por el Mincin está mantener ofertas de alimentos elaborados en la gastronomía y centros de elaboración, con destino a la población evacuada, al personal que interviene en las acciones de recuperación y a la población, que actualmente tiene limitaciones en la cocción de alimentos debido a los abundantes cortes eléctricos.

A partir de los inventarios disponibles, las donaciones, los arribos de módulos de donativos de alimentos y el pre posicionamiento de recursos del Programa Mundial de Alimentos (PMA) se diseñan y concretan, además, acciones para proteger a la población afectada, diferenciando los grupos vulnerables.

En cuanto a la Operación puerto-transporte-economía interna, desde el pasado miércoles se restablecieron las operaciones portuarias y en los centros de carga y descarga de ferrocarriles, con lo cual se da continuidad a la distribución de los productos de la canasta familiar y el consumo social, según las fuentes consultadas por la ACN.

Afirman los directivos que todas las operaciones que actualmente se desarrollan, y las realizadas antes del paso del huracán, deben garantizar el comienzo a partir de este sábado de la venta de la canasta familiar normada y mantener vitalidad en el resto de los servicios, no solo los vinculados a los alimentos, sino también los no alimenticios.

La ONU ofrece ayuda a Cuba para su recuperación tras el paso de Ian

El huracán Ian tocó tierra en el occidente de la Isla con categoría 3 en la escala Safir-Simpson y dejó a su paso tres víctimas mortales y cuantiosos daños materiales, sobre todo en el fondo habitacional de la provincia de Pinar del Río, y notables afectaciones en la infraestructura de la región.

Además, provocó el colapso del Sistema Electroenergético Nacional (SEN) -según la versión oficial- dejando a la totalidad del país sin generación de energía.

La compleja situación de los apagones continúa sin ser solucionada totalmente por la Unión Eléctrica, que ha tenido que asumir también la recuperación de postes, cables y transformadores destruidos por el fenómeno atmosférico. Del mismo modo, las autoridades han tenido que tolerar nuevos brotes de protestas debido al malestar y a las consecuencias de los apagones.

Etiquetas: Alimentoscrisis alimentariacrisis cubanacrisis económica en Cubacrisis energética en CubaHuracán Ianhuracanes 2022Huracanes en CubaMinisterio de Comercio Interior (Mincin)Pinar del Ríosociedad cubana